Fuente: La Razón/ Ana Martínez

  • El director del fondo expresó que pese a que la mayoría de los trenes en el mundo son poco rentables, el Tren Maya, que recorrerá el sureste mexicano, tiene dos elementos a su favor: el turismo y su apoyo en el transporte de carga

En unas semanas se darán a conocer los estudios del costo-beneficio del Tren Maya, mismos que aseguran que el proyecto es muy rentable, aseguró Rogelio Jiménez Pons, director general del Fondo Nacional de Fomento al Turismo (Fonatur).

Durante su participación en la 31 Reunión de Embajadores y Cónsules, el directivo expresó que pese a que la mayoría de los trenes en el mundo son poco rentables, el Tren Maya, que recorrerá el sureste mexicano, tiene dos elementos a su favor: el turismo y su apoyo en el transporte de carga, lo que avala su rentabilidad.

“Estamos viendo que en promedio en 10 años se podrán tener ingresos arriba de los 22 mil millones de pesos anuales e incluso superiores, y es una estimación conservadora. Nos entregaron la rentabilidad del tren, que resultó ser altamente positivo, por el aspecto turístico y de carga”, afirmó Jiménez Pons.

Asimismo, expuso que es un proyecto en donde participa toda la administración federal, pues también se busca fomentar el ordenamiento territorial, mismo que va de la mano con la Secretaría de Desarrollo Agrario, Territorial y Urbano (Sedatu).

Recordó a los cónsules reunidos que la intención del Tren Maya es revivir los 800 kilómetros que ya se tenían de vía y hacer un vínculo que es Cancún, el principal destino mexicano. También, indicó, participan asesores privados y académicos, como la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM); la Autónoma Metropolitana (UAM); y el Instituto Politécnico Nacional (IPN).

Respecto a la consulta indígena en la que se puso a opinión de los habitantes cercanos a la zona donde pasará el Tren, el director general de Fonatur comentó que se reunió con diversos actores gubernamentales, con el fin de evaluar los resultados.

“Hemos tenido un acompañamiento de las autoridades y la Unops, ONU y Unesco para dar confianza”, sostuvo.