Fuente: El Universal/ Misael Zavala

El equipo de Andrés Manuel López Obrador lanzó ayer un sitio web con mapas y estudios sobre su propuesta de Tren Maya, en el cual se reconoce el impacto en la selva del sureste y aclara que mientras se hacen las consultas a pueblos originarios y a la ciudadanía en general, y se realizan los estudios pendientes, iniciarán los trabajos en el tramo ferroviario existente, es decir, casi 60% de la obra.

  • Equipo de AMLOlanza portal digital con mapas y estudios

Detalla que lo que se va a consultar los próximos 24 y 25 de noviembre es sobre el inicio de la rehabilitación, modernización y actualización de las vías existentes.

En la información se integró un cuestionario con las principales preocupaciones de la ciudadanía, donde se pregunta: ¿Van a tirar la selva para construir el tren? Muy pocos. El 57% del proyecto consiste en reparar las vías que van de Mérida a Palenque.

Otra duda que se realizó se refiere a la necesidad de actualizar esa tecnología. Un 95% del proyecto se plantea sobre derechos de vía previamente liberados, donde ya corren tendidos eléctricos y carreteras.

La afectación será compensada con suficiencia cualitativa y cuantitativa, fue la respuesta del equipo de transición.

De acuerdo con el documento colocado en la dirección www.trenmaya.mx, la primera fase de la obra consistirá en rehabilitar las vías de tren existentes en donde ya se causó el impacto
ambiental.

El proyecto, se indicó, es integral y contempla la restauración de la selva a través de medidas de contención, mitigación y compensación.

Además, creará empleos en industrias sustentables para los habitantes de esas zonas, con el fin de evitar la tala ilegal o la deforestación de la selva para nesagropecuarios.

Refirió que el proyecto plantea también medidas ambientales de mitigación, contención y compensación de los impactos.