Fuente: Milenio/ Adín Castillo

El líder nacional, José Francisco Guajardo, argumentó que a la sociedad le conviene que sean industrias locales porque pagan impuestos e reinvierten recursos.

Con la intención de que la inversión pública ayude a repuntar el crecimiento en el sector, el presidente nacional de la Cámara Mexicana de la Industria de la Construcción (CMIC), Eduardo Ramírez Leal, pidió al gobernador de Nuevo León priorizar a las empresas nacionales al momento de realizar obra pública.

De visita en la entidad para la toma de protesta del nuevo presidente de CMIC Nuevo León, José Francisco Guajardo Valdez, el líder nacional reveló que han hecho una petición formal a Jaime Rodríguez Calderón para que las empresas del sector lleven mano.

Expresó que toda la industria está concentrada en fortalecer a las empresas mexicanas, aunque resaltó que no están cerrados a tener una competencia abierta con la inversión extranjera.

“Hoy le decía al gobernador de Nuevo León, ‘gobernador, aunque constitucionalmente queda claro que es libre competencia y libre concurrencia, o sea pueden venir empresas de todo el país a participar en la obra pública generada aquí en Nuevo León, a la sociedad nos conviene que sean de aquí’.

“Porque aquí pagan impuestos, aquí dan seguridad, aquí reinvierten los recursos, y esos impuestos echan a andar esa cadena de consumo y producción que necesitamos”, expresó Ramírez Leal.

José Francisco Guajardo Valdez, quien toma la estafeta de manos de José Francisco Gutiérrez Cantú, explicó que esperan un crecimiento de entre 2.5 y 3.0 por ciento para la industria de la construcción en Nuevo León para 2019, luego de que registraran un crecimiento de entre 2 y 2.5 por ciento en 2018.

Para esto, explicó que esperan un repunte en la inversión pública, la cual decayó durante el 2018 y en Nuevo León representó apenas el 18 por ciento, mientras que la privada cubrió el 82. En la toma de protesta estuvo presente el gobernador de Nuevo León, Jaime Rodríguez Calderón, quien de acuerdo a Guajardo Valdez, se mostró colaborativo con la Cámara y les resaltó inversiones por hasta 10 mil millones de pesos para la entidad en 2019.

“Habló el gobernador de 10 mil millones de pesos, de todas sus áreas… hemos venido haciendo acuerdos porque queremos participar en que nosotros ponemos un peso y ellos ponen dos pesos para hacer un fondo para proyectos, qué pasa con esto, teniendo estos proyectos ya tenemos un avance más grande para llegar con el gobierno federal”, comentó.

En el plano nacional, Ramírez Leal explicó que el PEF 2019 contempló 680 mil millones de pesos para la construcción, lo que representa el 2.7 por ciento del PIB, cuando el presidente había prometido entre el 3 y 4 por ciento, aunque sigue siendo un incremento del 5 por ciento con respecto al 2018.

Sin embargo, resaltó que la industria de la construcción también se verá impactada por el incremento en los materiales.

“El incremento en el PEF se verá impactado por el incremento de precios, posiblemente el porcentaje de crecimiento va a ser muy rebasado por el incremento de materiales y en algunos casos la mano de obra”, explicó.

Aún con los impactos en los precios de los materiales y que el PEF no los benefició tanto como se esperaba en cuestión de obra pública, la proyección a nivel nacional es de un incremento del 2 por ciento, explicó Ramírez Leal.