Fuente: El Economista/ Alejandro de la Sosa

  • La estrategia de la entidad es impedir actos de corrupción, detectar anomalías, evitar sobrecostos y entrega de trabajos sin estar totalmente terminados, entre otras acciones preventivas.

A partir del 31 de marzo del 2020, Nuevo León se convertirá en la primera entidad del país en difundir en un sitio web la información relacionada con todos los procesos de contratación de obra pública (planeación, desarrollo, cierre y operación), bajo el estándar internacional de contrataciones abiertas, utilizando un software libre que podría ser utilizado por otros estados o dependencias federales.

Con dicha estrategia se busca evitar actos de corrupción, detectar anomalías, evitar sobrecostos y entrega de obras sin estar totalmente terminadas, entre otras acciones preventivas que generen una mejor imagen a la sociedad de la función pública y el sector privado.

Luego de más 10 meses de trabajo, representantes de la organización México Evalúa, la Secretaría de Infraestructura local, el Instituto Nacional de Transparencia, Acceso a la Información y Protección de Datos Personales (INAI) y la Cámara Mexicana de la Industria de la Construcción (CMIC) encabezaron la firma de un convenio de colaboración que incluye la instalación de una Mesa Multifactor de Obra Pública.

En una primera etapa se publicará en el portal (que requirió de una inversión de 460,000 pesos aportados voluntariamente) la información de 10 proyectos, de los cuales ocho están concluidos, uno en construcción y otro en etapa de planeación.

En el acuerdo quedó escrito que después de marzo del 2021 se divulgará la totalidad de datos que genere la dependencia, aun cuando exista financiamiento federal.

“Los datos de obra pública generan siempre dudas y Nuevo León está dando un gran paso en la materia a nivel mundial, bajo el impulso de México Evalúa, y eso tiene que reconocerse porque se demuestra que el trabajo organizado entre diferentes actores sí puede generar resultados positivos. También es muestra de la voluntad política que ha mostrado el gobernador Jaime Rodríguez, aquí presente”, comentó en la ceremonia el comisionado del INAI, Joel Salas.

Desde su perspectiva, de manera paralela se abre la oportunidad de reconocer el trabajo de las empresas constructoras que cumplan con los contratos firmados en tiempo y forma, porque la información de los mismos estará en tiempo real y al alcance de todos.

¡Ojos a la obra! y CMIC

La directora de México Evalúa, Edna Jaime, señaló que la transparencia y acceso a la información de un gobierno es un derecho básico y que el tema de obra pública es proclive a la opacidad y la corrupción, por lo que es necesario dar a conocer qué ocurre en su desarrollo.

“Los grandes escándalos que hemos escuchado han girado en torno a la infraestructura. En nuestro caso no buscamos quedarnos en el diagnóstico y por eso desarrollamos antes la iniciativa Ojos a la obra, de la cual surge, entre otras cosas, la nueva plataforma. Con ella analizamos, por ejemplo, el aeropuerto de Texcoco y el tren México-Toluca. Sabemos que licitar no necesariamente significa una competencia justa y que planear es un proceso muy complejo que garantiza los resultados”, explicó.

La representante de la organización civil reiteró la necesidad de que se conozca cómo se utilizan los recursos públicos, dónde y cuáles son los mecanismos con los que se da seguimiento puntual, por ejemplo.

Por su parte, el presidente de la CMIC, Eduardo Ramírez, mostró su beneplácito ante la iniciativa, porque es un tema prioritario para los constructores y, sobre todo, es muestra de que existe la necesaria voluntad política.

“Ojalá otros gobiernos, incluso, municipales, volteen a mirar lo que está haciendo Nuevo León y lo repliquen. Repito: si hay quien se preste a actos de corrupción, se tiene que denunciar ante las autoridades, porque no deseamos que siga latente la idea de que es un sector corrupto. No, por eso colaboramos en esta iniciativa aportando nuestra experiencia y uno de los temas que empujamos es el de costos de referencia, porque si una obra vale, por decir algo, 100 pesos, no se puede dar a quien se comprometa a hacerla por 75 pesos”, afirmó el líder empresarial.

En entrevista posterior a la firma del convenio, recordó que, durante el periodo de campaña electoral a la Presidencia de la República, el gobernador de Nuevo León se comprometió con los constructores a transparentar toda la información del área de infraestructura y ahora, en su entidad, ha cumplido su palabra.