Fuente: El Economista/ Alejandro de la Rosa

  • La administradora de fondos BlackRock presentó una propuesta no solicitada, por lo que tendrá ventaja en el proceso.

El Fondo Nacional de Turismo (Fonatur) publicó ayer 23 de junio, la convocatoria internacional, bajo la modalidad de Asociación Pública Privada (APP), para desarrollar el tramo 5 del Tren Maya, cuyo nombre es proyecto carretero Tulum-Cancún, en su tramo Tulum-Playa del Carmen-entronque aeropuerto de Cancún, propuesto por la administradora de fondos estadounidense BlackRock.

La inversión prevista superará los 30,000 millones de pesos.

Los trabajos implican la modernización, rehabilitación, operación, conservación y mantenimiento de la carretera federal 307, en medio de la cual se construirá una vía doble por donde correrá el tren, y la rehabilitación, operación, conservación y mantenimiento del acceso de Playa del Carmen al acceso de Tulum por un período de 18 años.

El último de los cinco tramos del proyecto que serán desarrollados por empresas privadas (dos más estarán a cargo de la Secretaría de la Defensa Nacional), tiene como fundamento técnico una propuesta no solicitada (como lo permite la Ley de APP) de BlackRock México Infraestructura II, quien participará en la licitación (en el sector de la construcción ha trascendido que formará consorcio con el mexicano Grupo Indi, parte del consorcio al que se adjudicó el tramo 3).

La empresa que hizo la propuesta del tramo 5 al fondo (cuyo presidente, Larry Fink, manifestó este año al presidente Andrés Manuel López Obrador su interés por invertir en México) ya recibió un incentivo:.

“Con fecha 22 de junio del 2020 y en cumplimiento a lo establecido en el artículo 31 fracción I de la Ley APP, la convocante (Fonatur) entregó al promotor un certificado para el reembolso de los gastos incurridos con motivo de los estudios realizados como parte de la propuesta no solicitada, por un monto de 42 millones 569,286.8 pesos, IVA incluido, para el caso en que el promotor no resulte ganador o no participe en el concurso”. Además, se estableció que el premio para efectos de evaluación de la oferta económica del promotor es por un premio del 3% con relación a la mejor oferta económica que se llegare a presentar y si éste forma parte de un consorcio, el premio se aplicará a la propuesta conjunta.

Una propuesta anunciada
El director de Fonatur, Rogelio Jiménez Pons, ya había adelantado desde hace varios meses que el tramo 5 sería el único a desarrollarse bajo la modalidad APP, como originalmente se realizaría todo el Tren Maya y que la propuesta de BlackRock se entregó a la Secretaría de Comunicaciones y Transportes (SCT); sin embargo, para dar agilidad a la misma el fondo tomó el control de la misma atendiendo a las diversas normativas y por eso tiene a cargo la licitación.

De acuerdo con información oficial, apenas el 15 de junio pasado se emitió el dictamen de viabilidad del proyecto. Al día siguiente registro en la en la Cartera de Programas y Proyectos de Inversión de la Unidad de Inversiones de la Secretaría de Hacienda y Crédito Público y el 19 de junio se obtuvo la autorización de la Comisión Intersecretarial de Gasto Público, Financiamiento y Desincorporación.

Desde ayer 23 de junio, los interesados en participar en la licitación deberán comprar las bases que tiene un costo de 200,000 pesos. En el calendario del concurso está previsto un taller informativo el 10 de julio, un par de juntas de aclaraciones, la presentación de las propuestas el 10 de agosto y el fallo sería el 24 de agosto.