Fuente: El Sol de Tampico/ Tomás Briones

La diversidad industrial es una de las principales fortalezas de Tamaulipas, pues ha contribuido al desarrollo económico y a la creación de condiciones de bienestar social, que colocan a entidad en destacados niveles en el ámbito nacional.

En este sentido, la industria de la construcción es parte fundamental en el soporte del crecimiento de Tamaulipas en todos los órdenes, pues impacta en la generación de 3 de cada 4 empleos formales y en casi 200 actividades productivas complementarias.

Eduardo Ramírez Leal, presidente nacional de la Cámara Mexicana de la Industria de la Construcción (CMIC), asegura que el estado mantiene una tendencia positiva en el desempeño de empresas privadas que contribuyen al desarrollo y ofrece, además, enormes áreas de oportunidad.

“Es fundamental que mantengamos la tónica del entendimiento, de la colaboración entre sociedad civil, empresarios y autoridades de todos los niveles para planificar con visión de largo plazo”, dice.

Explica que invertir en infraestructura urbana para mejorar la movilidad, hacer más eficiente el transporte de mercancías y facilitar el incremento de la productividad, es una de las áreas en las que Tamaulipas ofrece grandes posibilidades de negocio para el sector privado, pero para ello se requiere del concurso de los gobiernos.

“Tamaulipas y la zona sur, con dos puertos de altura, una larga tradición en el desarrollo industrial así como con mano y gente de obra altamente calificadas, abren enormes oportunidades de inversión para quien lo desee. Para seguir creciendo a un ritmo mayor, es impredecible que todos, sociedad, empresarios y gobiernos tengamos una visón de 10 a 30 años, para ir trabajando poco a poco en la consecución de esos objetivos”, afirma.

La industria de la construcción en Tamaulipas es determinante para facilitar la toma de decisiones para el establecimiento, ampliación y mantenimiento de empresas de diversos giros industriales. Empresas del sector participan de manera preponderante en la ejecución de proyectos de infraestructura carretera a través de asociaciones público privadas (APP´s), o directamente en la construcción de plantas industriales, mantenimiento de instalaciones marítimas, petroleras, de energía eólica y eléctrica, gas y combustibles, así como en el renglón habitacional en varios segmentos del mercado.

Ramírez Leal sostiene que a las oportunidades de desarrollo que existen en la zona sur y en Tamaulipas de manera general, se debe agregar como factor para generar mayor interés la planeación de mediano y largo plazo, pues permitirá avanzar en la búsqueda de mejores niveles de desarrollo económico y social.

“El estado y en particular la zona sur de Tamaulipas tienen enormes oportunidades. Hay inversiones privadas que deben seguir siendo complementadas por el sector público para garantizar que existan las condiciones adecuadas para el establecimiento y crecimiento de empresas, para definir proyectos de infraestructura con la mira puesta en el largo plazo y especialmente, con la intención de mantener la colaboración de autoridades, empresarios y sociedad”, puntualiza.