Fuente: El Informador

  • El Building Information Modeling ya se usa en Santa Lucía y el Tren Maya y se prevé que en 2026 sea obligatorio

El uso de herramientas tecnológicas como la Inteligencia Artificial, el Building Information Modeling (BIM) y el modelado de Gemelos Digitales, entre otros se aceleró con la llegada de la emergencia sanitaria, que obligó a los grandes constructores a aplicar estas técnicas virtuales a fin de contribuir a evitar los contagios del coronavirus.

En la actualidad, se estima que 63.3 por ciento de los proyectos industriales y de infraestructura en el país utiliza algún tipo de tecnología y también en 36.7 por ciento de los edificios que se desarrollan, además de ocuparse en megaobras como el Aeropuerto de Santa Lucía y el Tren Maya.

Especialistas consultados por El Financiero explicaron que estas herramientas tecnológicas permiten a los constructores reducir costos y tiempos de obra, pues los errores disminuyen del 20 a apenas 3 por ciento en los proyectos.

“El gobierno en estos momentos tiene el reto de hacer más con menos, con los recursos públicos que se destina normalmente para una obra, tienen que ser mucho más eficientes y entregar infraestructura de calidad en tiempo, con mínimos costos adicionales”, explicó Ignacio Fastag Tittner, CEO Darco.

Celia Navarrete, directora general de Expo Cihac Digital de arquitectura, afirmó que los tres megaproyectos de gobierno: el Tren Maya, Santa Lucía y la Refinería de Dos Bocas, serán ejemplos fundamentales en el uso de estas tecnologías y en la administración de los proyectos públicos que veremos en el futuro.

Agregó que la construcción ha sido de los sectores más rezagados en implementar nuevas tecnologías, sin embargo, por la pandemia, muchas empresas constructoras se vieron obligadas a usar métodos de trabajo digital para sobrevivir a la crisis.

“La industria de la construcción está abierta a adoptar este tipo de modelos para la gestión de la rentabilidad, para el 2022 más de la mitad de las empresas de la industria de la construcción estarán gestionando o utilizando nuevas herramientas digitales para la gestión de los mismos”, agregó.

Adoptan nuevos modelos con la pandemia

La pandemia del COVID-19 aceleró la transformación digital de las empresas constructoras para sobrevivir a la crisis económica, creando una nueva cultura corporativa y en la industria, señaló Luis Miguel Herrera, director de Negocio de Procore Latam.

“La parte positiva en México (por COVID) es que ha acelerado el deseo de que las empresas entren y manejen temas de transformación digital, no podemos esperar más. Hay compañías que, si no tuvieran estas plataformas o tipos de soluciones, no hubieran podido sobrevivir”, comentó.

De acuerdo con los especialistas, el uso de metodología BIM y modelos tecnológicos permite adelantarse a posibles errores y costos de la construcción a través de simulaciones, incluso permite determinar la cantidad de materiales necesarios para economizar el proyecto.

“Muchas veces la premura por arrancar las obras no permite este cambio sobre la marcha, cambiar los sistemas tradicionales de diseño, construcción y control de obra; cambiarlos sobre la marcha está resultando un poco complejo. Si se logra hacer en algunas secciones como las estaciones o en las terminales del Tren Maya, va a ser un ahorro muy importante”, comentó a parte Fastag Tittner.

Por otro lado, Óscar Serrano, gerente de producto de Graphisoft, señaló que aunque la industria de la construcción estuvo cerrada unos meses por la pandemia, la realidad es que los flujos de trabajo colaborativo a través de plataformas aumentaron por el uso de tecnología, aunque aún persiste rezago en el país.

“El 50 por ciento de empresas encuestadas ya utilizaban una plataforma BIM y el otro 50 seguían en plataformas tradicionales, pero esto no quiere decir que el 50 por ciento de México ya lo haya implementado. Yo creo que aquí vamos alrededor de un 20 por ciento”, comentó.

Impulsará ley

El 20 de septiembre de 2018, la Secretaría de Hacienda presentó la estrategia para la implementación del Building Information Modeling para las obras de infraestructura federal y se espera que en 2026 esta tecnología sea obligatoria para dependencias y obras públicas debido a que fortalece la transparencia y la rendición de cuentas, además de generar ahorros.

La aprobación de la iniciativa por la que se reforma, adiciona y deroga la Ley de Obras Públicas y Servicios Relacionados con las mismas en materia de transparencia y eficiencia en contratación pública, podría impulsar el uso de nuevas tecnologías en la industria. La iniciativa propone la creación del artículo 10 Bis por el que se haría obligatorio la incorporación de prácticas internacionales que abriría la puerta a la implementación de la metodología BIM a las obras de infraestructura pública.

“Hay un interés porque esto permee a toda la obra pública por lo que representa a nivel mundial y en México por lo que representa la implantación de esta metodología para las obras.

Ojalá se hicieran porque son obras de inversiones muy grandes que podrían tener ahorros muy importantes”, insistió el Ignacio Fastag Tittner, CEO Darco.