Fuente: La Jornada/ Rocío González Alvarado

Como parte del plan de reactivación económica del gobierno capitalino por la pandemia de Covid-19, la iniciativa privada podrá construir 582 desarrollos inmobiliarios con 17 mil 281 viviendas en la Ciudad de México.

En el documento se establece que el sector inmobiliario hará una inversión de 50 mil 373 millones de pesos, que generarán 546 mil 364 mil empleos en la capital del país.

Del total de proyectos arquitectónicos, 48 son mayores a 10 mil metros cuadrados, es decir, de los llamados megaproyectos, de los cuales 40 por ciento se ubicará en la alcaldía Cuauhtémoc, en particular sobre Paseo de la Reforma.

De acuerdo con el plan previsto, los megadesarrollos se construirán en 11 alcaldías: 19 en Cuauhtémoc, siete en Álvaro Obregón, seis en Miguel Hidalgo, cinco en Benito Juárez, tres en Cuajimalpa, dos en Azcapotzalco, dos en Tlalpan, uno en Magdalena Contreras, e igual número en Coyoacán, Venustiano Carranza y Gustavo A. Madero.

También se contempla erigir 480 desarrollos inmobiliarios menores a 10 mil metros cuadrados, que albergarán 4 mil 482 viviendas. La mitad en dos alcaldías: Benito Juárez y Cuauhtémoc, al contar con 144 y 113 obras, respectivamente, que en conjunto suman 2 mil 860 nuevos departamentos.

El resto de las construcciones se distribuye en Miguel Hidalgo, con 80; Gustavo A. Madero, 30; Azcapotzalco, 27; Venustiano Carranza, 21; Tlalpan, 19; Álvaro Obregón, 14; Coyoacán, 13; Iztacalco, siete; Cuajimalpa, cuatro; Magdalena Contreras, tres; Tláhuac, dos; Xochimilco, dos, e Iztapalapa, uno.

Además, se prevé la edificación de 54 proyectos de vivienda popular o de interés social con 5 mil 200 departamentos, con tres esquemas: corredores del programa de regeneración urbana, norma para impulsar la vivienda de trabajadores, y con Servicios Metropolitanos por medio de la norma 26.

En apoyo a la inversión privada, el gobierno de la ciudad se comprometió a liberar en menos tiempo y de forma transparente los permisos de construcción con apego a la normatividad, y a establecer un modelo de participación ciudadana para consulta de los grandes proyectos.

En el plan de reactivación económica, a los recursos del sector inmobiliario se sumará el presupuesto para obras públicas, por un monto de 25 mil 894 millones de pesos, con lo que habrá una inversión total de 76 mil 267 millones de pesos y la generación de 817 mil 398 empleos.

A estos se agregan 169 mil 785 empleos generados mediante los apoyos económicos otorgados en la Ciudad de México a la población más vulnerable por los gobiernos federal y local, lo que sumaría 987 mil 183 fuentes de ingresos.