Fuente: Líder Empresarial/ Paola Ruiz

En Zacatecas, uno de los sectores más afectados durante la contingencia sanitaria fue el de la construcción, debido a diversos factores, sobre todo los relacionados al decrecimiento de la inversión pública y el cese de actividades por disposición oficial. Si bien en otros sectores la recuperación se ha empezado a dar de manera paulatina, en este caso es más accidentada, considerando factores globales.

La Cámara Mexicana de la Industria de la Construcción delegación Zacatecas ha enfrentado un periodo crítico, pues las empresas afiliadas han visto mermadas sus plantillas laborales, no obstante aprovecha los medios que se le han dado para intentar estabilizarse. A continuación hacemos un recorrido del estatus de la Cmic a través de la cuarentena y el breve periodo en el que ésta ha terminado.

Cmic durante la contingencia sanitaria
A partir de la priorización de sectores por parte del gobierno federal, en mayo se detuvieron operaciones en el 80% de las empresas de la industria de construcción zacatecana. Según las declaraciones del presidente de la Cmic, Pascual González Ramírez, se estimó que hasta la primera semana del mes, se habían perdido cerca de 2500 empleos, no sólo por consecuencia de la contingencia, sino también por la falta de inversión estatal.

Ante esta realidad, miembros de la Cámara solicitaron una audiencia con el gobernador del estado, Alejandro Tello Cristerna, para exponer las razones por las que debían seguir laborando, así como exigir apoyo económico. Aunado a esto, debido al decrecimiento de la industria durante el 2020, a nivel nacional la Cámara solicitó recursos para reactivar óptimamente las obras.

Acciones por el estado de Zacatecas
Tras la reevaluación a nivel federal de los espacios esenciales, la industria de la construcción inició su camino hacia la reactivación en junio. El gobernador de Zacatecas, anunció que entre las medidas para reactivar la economía y generar empleos, se encontraba la inversión de casi 400 millones de pesos para la construcción y remodelación de infraestructura educativa de los 58 municipios del estado.

El recurso proveniente de dos bolsas: 202 millones del Fondo de Aportaciones Múltiples (FAM) y los otros 193 del programa Potenciación de los Recursos FAM; se dispuso tanto para beneficio de la comunidad estudiantil en diversos niveles, como para asegurar empleo para más de 20 mil trabajadores, pues se especidió que se convocarían en especial a empresas de construcción y proveedores locales.

Un panorama complicado
A inicios de julio, luego de las licitaciones del Instituto Zacatecano para la Construcción de Escuelas (Inzace), se esperaban fallos a favor de empresas constructoras zacatecanas para llevar a cabo las obras para las que se destinó el recurso en junio. De acuerdo con lo expuesto por Imagen, González Ramírez informó que en mayo se habían otorgado fallos para 23 obras de infraestructura educativa y se esperaba el fallo positivo para otras 14. En el mismo artículo se especificó que durante 2020 “los 165 agremiados a la cámara” se beneficiarán.

No obstante, Televisa Zacatecas plantea un escenario optimista desde otra perspectiva. Considerando los bajos presupuestos estatales y federales hacia la industria de la construcción, se explicó que la Cmic considerará la inversión privada como esencial para movilizar sus operaciones. De manera que se relacionará con empresas de este rubro e incentivará la inversión en obras públicas.

El segundo tramo de 2020 apenas comienza, las expectativas en cuanto a lo económico distan mucho de las planteadas al inicio, sin embargo cada sector debe encontrar la forma de adaptarse a las necesidades del contexto y sobrellevar sus actividades en beneficio de sus colaboradores. Será cuestión de tiempo para que la Cmic muestre los resultados de su paso a la vida laboral post-cuarentena.