Fuente: El Economista/ Patricia Romo

  • Jalisco y Aguascalientes ya trabajan en el desarrollo del proyecto de la vía férrea.

Luego de la formalización de la Alianza Centro-Bajío-Occidente el pasado 20 de febrero, los cinco estados que la conforman (Aguascalientes, Guanajuato, Jalisco, Querétaro y San Luis Potosí) alistan la ejecución de los proyectos estratégicos de infraestructura que se realizarán en esas entidades con inversión privada.

“Hay una serie de proyectos estratégicos que ya se tienen definidos en dónde los estados de la alianza van a trabajar juntos para hacer sinergia (…) Esto significa no solamente hacer un plan en conjunto, en equipo, sino que, si hubiera que hacer estudios, fondearlos a través de un fideicomiso que se generará en esta alianza”, dijo a El Economista el secretario de Desarrollo Económico (Sedeco) de Jalisco, Ernesto Sánchez Proal.

Destacó que, una vez conformada legalmente la alianza, el siguiente paso es la integración del fideicomiso que permitirá fondear los proyectos de infraestructura que se ejecutarán en las cinco entidades.

“Esos proyectos de infraestructura que se estarán haciendo, se buscará que sea inversión privada. No será inversión pública de los estados, pero los estados de la alianza generarán las condiciones propicias para que pueda fluir esta inversión privada siempre trabajando en equipo con la Federación”, comentó.

El titular de la Sedeco detalló que Jalisco y Aguascalientes ya trabajan en el desarrollo del proyecto de la vía férrea entre el municipio de Encarnación de Díaz —ubicado en los límites entre los dos estados— y El Castillo, en el municipio jalisciense de El Salto.

Detalló que, incluso, el jefe de la Oficina de la Presidencia, Alfonso Romo, se comprometió a que el proyecto ferroviario será incluido en el segundo paquete de obras del Plan Nacional de Infraestructura que anunció el gobierno federal en noviembre del 2019 y que serán financiadas por la Iniciativa Privada.

“Hemos tenido ya algunas reuniones con la Presidencia, específicamente con el equipo de Alfonso Romo y con él personalmente, para proponerle que se incluya. Mi homólogo de Aguascalientes y yo hemos estado hablando con la oficina de la Presidencia y con la Secretaría de Comunicaciones y Transportes y nos dicen que ya va a salir en la siguiente lista de proyectos de infraestructura”, indicó.

Inversionistas
Por lo pronto, refirió Sánchez Proal, el fondeo para la obra está prácticamente asegurado debido a que ya hay varios grupos de inversionistas interesados en desarrollar el proyecto que permitirá consolidar a la región Centro-Bajío-Occidente como el hub logístico del país.

“Tenemos ya identificados a varios grupos de inversionistas, tanto nacionales como extranjeros, interesados en el proyecto (…) Es importante señalar que los operadores actuales de las vías ferroviarias tendrán que también participar en esto. El servicio deberá proveerlo un operador con experiencia, pero queremos ayudar a que detone el proyecto”, puntualizó.

“Hay por lo menos tres grupos de inversionistas muy interesados, pero les tenemos que dar las condiciones adecuadas para que pueda darse la inversión; no significa que ellos lo van a operar, ellos van a realizar la obra y los que tienen experiencia para operar serán quienes lo operen”, señaló.

Antecedente
A fin de consolidar a la región como el motor económico del país y alcanzar un crecimiento de entre 4 y 5% al término del sexenio, los gobernadores firmaron el pasado 20 de febrero el acuerdo que formaliza la conformación de la Alianza Centro-Bajío-Occidente.

Se acordó la promoción económica de la región, participando en la Feria de Hannover, en NASCO y en la Feria Aeroespacial Mexicana. Otra acción será la inversión en infraestructura regional.