Fuente: El Economista/ Jesús Vázquez

  • El gobierno federal se mantiene abierto a las propuestas técnicas y empresariales de los chetumaleños para que el trazado del Tren Maya beneficie a la zona sur de Quintana Roo.

Lo anterior, luego de una reunión entre integrantes del Consejo Coordinador Empresarial (CCE) de Chetumal y Pablo Careaga Córdova, enlace territorial del Fondo Nacional de Fomento al Turismo (Fonatur) para el Tren Maya.

Eloy Quintal Jiménez, presidente del CCE en Chetumal, informó que se acordó enviarle una misiva a Rogelio Jiménez Pons, director de Fonatur, solicitándole una reunión de carácter técnico con la participación de los colegios de ingenieros, arquitectos, biólogos, integrantes de la cámara de la construcción y hoteleros, en la que se le presentarán propuestas “precisas y claras” a fin de que en el trazado, “que aún no es definitivo”, se consideren las mejores alternativas socioeconómicas y ambientales para que el Tren Maya beneficie a la zona sur del estado.

El líder empresarial explicó que la petición generalizada a Pablo Careaga fue la necesidad de “tener claridad y certidumbre” en el proyecto del tramo Caribe, dado que en los meses recientes se han emitido una serie de declaraciones que han confundido a los diferentes sectores de la sociedad”.

Se puntualizó que “en general, todos los representantes de los diversos sectores de la sociedad de la zona sur del estado estamos a favor del proyecto del Tren Maya porque estamos convencidos de los beneficios que generará”.

Sin embargo, “sí le solicitamos a Pablo Careaga que puedan proporcionarnos más información de los avances que lleva el proyecto en sus diversas etapas de planeación, trazado, inversión, operación, coinversiones y, principalmente, tener claro en cuál de esas etapas podemos participar los ingenieros, arquitectos, constructores y, por supuesto, los hoteleros y restauranteros interesados en adquirir publicidad o espacios en el tren”.

Por su parte, Pablo Careaga confirmó que el director general de Fonatur ha señalado que habrá “una extensión que se acercará al aeropuerto de Chetumal para generar un centro logístico, aprovechando lo de la futura zona libre”.

Al respecto, Quintal Jiménez comentó que hace falta más información para que desde el sector privado se puedan ofrecer alternativas de tierras e incluso del diseño urbano de Chetumal a 10 años, en función del impacto que tendrá el tren en el crecimiento de la capital del estado.