Fuente: El Economista/ Judith Santiago

En este año se estima que la demanda por espacios industriales y de oficinas se incrementará 20% en el sureste del país, debido al desarrollo que se está detonando por proyectos como la construcción de la refinería Dos Bocas, Tabasco, y por el Tren Maya, manifestó el presidente del Comité Técnico de Fibra Plus, Gustavo Tomé.

“Las grandes inversiones anunciadas por el gobierno federal, como la refinería de Dos Bocas y el Tren Maya, crean un ambiente propicio para la demanda de espacios de arrendamiento industriales, comerciales y de oficinas”, comentó.

“Nos sentimos positivos de contar con activos ubicados en zonas de vibrante dinamismo, en donde se estima que la demanda se incremente en más de 20% durante el 2019”, expuso en conferencia telefónica con analistas, con motivo de su cuarto informe trimestral del 2018.

El también empresario destacó que el fideicomiso de inversión en bienes raíces (fibra) ha encontrado oportunidades en esta región del país, en donde cuenta con proyectos como la Torre Premier, un edificio de oficinas en renta en Tabasco, justo en la zona donde se ubica la refinería y el centro comercial Salina Cruz, en Oaxaca.

La refinería de Dos Bocas, dijo, será un catalizador para mantener altos niveles de ocupación para la torre de oficinas que planea su apertura durante el primer semestre del año. El inmueble ofrecerá, en una primera etapa, más de 7,000 metros cuadrados de espacio rentable.

“Estamos bastante alentados de alcanzar el éxito de la comercialización de nuestros activos en el sureste del país, pues ya se han iniciado los trabajos de logística, previos al arranque del desarrollo de la refinería de Dos Bocas, reflejándose en mayores necesidades por espacios adecuados de oficinas”, puntualizó Tomé.

Fibra Plus, el fideicomiso inmobiliario que desarrolla, adquiere y opera centros comerciales y oficinas, reportó que hasta diciembre del año pasado su portafolio comprendía 16 propiedades con un área bruta rentable total de 279,062 metros cuadrados. De éstos, 12 proyectos están en diferentes etapas de desarrollo y los cuatro restantes están en operación, con una tasa de ocupación promedio de 95.6 por ciento.

En la llamada con analistas, los directivos de la compañía destacaron que el desempeño de los Certificados Bursátiles Fiduciarios Inmobiliarios (CBFI), que cotizan en la Bolsa Mexicana de Valores, fue estable en todo el 2018, acumulando un rendimiento de 1.34%, a 15.10 pesos por papel.