Fuente: El Financiero/ Alan Contreras

  • “Queremos ampliar nuestras oportunidades”, dice Álvaro Ugalde Ríos, nuevo presidente del organismo

La Cámara Mexicana de la Industria de la Construcción (CMIC) en Querétaro ampliará su estrategia y con ello las acciones para que las empresas incrementen su participación en la obra privada.

El nuevo presidente del organismo en el estado, Álvaro Ugalde Ríos, expuso en entrevista con EL FINANCIERO BAJÍO que impulsará la creación de un clúster de la construcción, esto es, un portafolio de empresas donde se expongan características y fortalezas, que será presentado a los inversionistas.

Dijo que es menor a 50 por ciento la participación en obra privada de los 218 afiliados a la cámara.

“Queremos ampliar nuestras oportunidades. Creemos que una organización como la nuestra no debe estar solo en una línea y aquí tenemos empresas constructoras que pueden trabajar en todo. La gama de oportunidades es amplia y queremos aprovecharla de lleno. ”

Las empresas locales, por ejemplo, podrían participar en la construcción de naves industriales, terracerías, desarrollo habitacional, plazas comerciales, edificación.

También se estará desarrollando proyectos ejecutivos, “lo cual antes no se hacía en la cámara y con eso vamos a dar un plus; a quienes vemos con prospectos de trabajo”.

—Cuáles son las líneas de trabajo que implementará?

Las líneas principales están enfocadas a promover las empresas afiliadas a CMIC para tener mayor oportunidad de trabajo y esto lo vamos a lograr teniendo más presencia en las dependencias gubernamentales y ahora con mayor participación en la obra privada.

Para esto último estamos preparando un clúster de la construcción que es una carpeta en donde vienen curriculums, especialidades, qué garantías tenemos, qué hacemos y cómo estamos.

Esto lo hacemos para llevarlas al sector privado, y cuando vengan inversionistas para desarrollar naves industriales, urbanizaciones y demás, buscar participar en este tipo de obras.

—¿Cómo ve el entorno debido a los cambios federales?

—Pienso que va a ser un buen año por el esfuerzo estatal y municipal. Sabemos que hubo reducción del presupuesto federal hacia Querétaro, pero ha habido anuncios importantes en lo local, por ejemplo, el presidente municipal, Luis Nava, anunció que va aplicar mil 500 millones de pesos en obra a pesar de la reducción federal. Esto es, una inversión cerca del doble de lo que se invirtió el año pasado. Del gobierno federal, estamos esperando la información, luego de habernos reunido con el delegado de la SCT en el estado, Efraín Arias, en donde nos comentó que se contemplan alrededor de 800 millones de pesos en obra para este año y hay apertura para que participemos.

Esperamos que el resto de los municipios tengan también inversiones en obra y yo tengo programadas reuniones con algunos de ellos para podernos coordinarnos.

Me reuní con el presidente municipal de Querétaro, lo haré con el de Corregidora, Tequisquiapan y El Marqués.

―Respecto a los sindicatos, ante los cambios a nivel nacional, ¿cómo abordarán ese tema?

—Entendemos que todos queremos trabajar, pero queremos hacerlo de manera organizada. Hay veces que empiezas excavaciones y te llegan sindicatos de diferentes lados.

Lo que queremos es hacer convenios con ellos, eso es lo importante. Porque llegan algunas veces y te paran la obra y eso nos repercute mucho en el programa de obra. Muchos de los que hacen esto son los transportistas de materiales y acarreos. La solución de esto no es llegar a conflictos, es resolver nuestras diferencias a través de convenios, poniéndonos de acuerdo. Queremos blindarnos organizándonos, llegando a acuerdo y convenios.

Porque queremos ampliar nuestras oportunidades. Creemos que una organización como la nuestra no debe estar solo en una línea y aquí tenemos empresas constructoras que pueden trabajar en todo. La gama de oportunidades es amplia y queremos aprovecharla de lleno.