Fuente: Crónica/ Daniel Blancas

  • El mandatario dijo a Crónica que con acciones del ramo energético se intentará incrementar la participación privada en proyectos vinculados al desarrollo del sureste

Con promoción de obras futuras en el sector energético idóneas para el capital privado e impulso a la inversión pública, el gobierno federal buscará resarcir el desdén inicial del empresariado nacional por invertir en la zona sur del país, dijo a Crónica el presidente Andrés Manuel López Obrador.

En los próximos paquetes, aseguró, se buscará incrementar la participación de la iniciativa privada en proyectos vinculados al desarrollo del sureste. A la par, Petróleos Mexicanos y Comisión Federal de Electricidad focalizarán sus programas en la región.

Apenas el martes se anunció el Acuerdo Nacional de Infraestructura, el cual contempla —de arranque— 147 obras realizadas con fondos privados. Sin embargo, el sur fue desdeñado de nuevo…

Aunque en número de proyectos el plan pareció equilibrado: 42 en el sur, 45 en el centro, 49 en el norte y 11 transversales, en monto de inversión se menospreció a la franja sureste. Tras una revisión de las obras y conforme a los datos del Consejo Coordinador Empresarial, de los 859 mil millones de pesos comprometidos, sólo 137 mil millones están destinados al sureste, es decir, 15% del total.

“Todavía falta, son paquetes. Viene en enero toda la propuesta sobre el sector energético y ahí, sin duda, el sur sureste va a llevarse la mayor inversión”, adelantó el mandatario.

“La inversión pública estará más orientada al sur sureste, como nunca. Y, en específico, la explotación petrolera, porque una de las cosas que hacían mal los anteriores gobiernos es que la mitad de la inversión pública de Pemex la destinaban al norte y a las aguas profundas, cuando el petróleo está en tierra del sureste y aguas someras”, explicó.

“Lo que prevalecía era la entrega de contratos, no producir petróleo; si se producía, bien; y si no, también. Ahora la mayor parte de la inversión pública de Pemex está en el sureste y estamos sacando petróleo con menos costos”.

Las administraciones pasadas, refirió, invirtieron sumas millonarias en renta de plataformas que se mantuvieron sin uso. “Fueron malos negocios para la nación y buenos negocios para los particulares. Ahora Pemex invirte en el sur, tanto para extraer petróleo como para la refinación”.

El gas, igual cambiará de dirección… “Uno de los proyectos prioritarios es llevar gas a la península de Yucatán, porque tenemos necesidad”.

En estos días se licitará un nuevo ducto para conectar a Tuxpan con Mérida, y luego a Cancún, “para tener gas y generar energía eléctrica y así evitar apagones en toda la península y, al mismo tiempo, impulsar el desarrollo del sureste”.

PISO PAREJO. Este diario lo cuestionó sobre cómo su gobierno evitará abusos de empresarios que en sexenios anteriores fueron favorecidos con negocios turbios y quienes se convirtieron en los hombres más ricos del mundo mientras el pueblo se hundía en la pobreza. “Todos los empresarios están convocados a participar con reglas claras, piso parejo, no habrá favoritismos, pero tampoco se excluirá a nadie, que todos tengan posibilidad”.